Opinión

¡La tarjeta de vacunación contra el COVID-19, un dilema en RD!

Por: Rubén Geraldo Bautista ~ Periodista

El pasado lunes 18 de octubre entró en vigencia una disposición del Ministerio de Salud Pública, la cual obliga todos los ciudadanos dominicanos a presentar su tarjeta de vacunación contra el covid-19. Asegurando que quienes no presenten la misma no podrán acceder a lugares público, transporte y serán limitados de otras actividades.

Medida que ha generado gran controversia en una parte amplia de la población, ¡unos a favor y otros en contra!. Lo que sí es cierto, es que la medida a aumentado el flujo de personas en los centros de vacunación a nivel nacional.

¿Será que los dominicanos somos “masoquistas”?¿Siempre hacemos las cosas cuando nos obligan o por causalidad en República Dominicana la salud esta enferma?

Con esas interrogantes me trasladado a los meses crítico del pasado año 2020, momento en que el que la pandemia nos arropaba de preocupación, cuando todos orábamos por la existencia de una vacuna contra esta enfermedad que afecta al mundo.

Muchas familias lloraron por la pérdida de un familiar y por ver cómo otros sufrían, sin tener ninguna respuesta en el momento de un medicamento que pudiera salvarle la vida y darle la esperanza a otros. Asimismo otros pasaron hambre, mientras se encontraban encerrados en sus hogares si poder salir a la calle, algunos por  temor de ser contagiados con el virus, y una parte con miedo a ser apresados por las autoridades debido a las medidas que había establecido el gobierno.

¡A principios del mes de febrero del 2021, llega una buena noticia al país!, es en ese momento cuando se informa de la llegada de la vacuna contra el COVID-19, la cual trajo esperanza, pero a la misma vez generó muchas dudas, situación que hasta el momento se ha mantenido en la mente de muchos ciudadanos dominicanos.

Un gran número de ciudadanos afirmaron que no se vacunarían, motivados por creencias religiosas, ignorancia y desconocimientos científicos, llegando a profesar que de esta forma era quería terminar con la humanidad.

Entrando el mes de marzo el gobierno lanzó el programa “VacunateRD” el cual ha favorecido a muchos, pero también se ha convertido en un “dolor de cabeza” para las autoridades del país, gracias a la falta de consciencia de muchos, ¡hasta la guardia de ha tenido que usar algunos casos!.

¡A medida que los meses fueron pasando, muchos se fueron vacunando!, pero a casi siete meses el Estado aún no llega a completar la meta que se había propuesto de vacunar al país en un tiempo récord.

Todo se mantenía en total tranquilidad hasta que se emitió el anuncio de que exigirían la tarjeta de vacunación para poder ingresar a diferentes lugares y transporte. La medida ha sido catalogada por muchos como arbitraria, para una parte es definida como inconstitucional, violatoria de los derechos humanos.

Desde mi punto de vista como profesional de la comunicación, creo que los dominicanos somos algo dramáticos, en ocasiones aclamamos cosas y cuando las tenemos, las rechazamos.

Entendamos que es necesario colocarnos la vacuna, de esa forma no seguimos perdiendo más vidas a causa de esa enfermedad, la cual encerró el mundo en su totalidad por casi un año.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

No puede copiar el contenido de esta página
You cannot copy content of this page

Protected by Copyscape